• 09:42

Tu aliado diario...

"En el mundo del streaming, la calidad importa. Tan Medios TV, te ofrece lo mejor.

Rosario: El municipio reaccionó y ya no permite cuidacoches en Pellegrini y Pichincha

Miercoles, 07 diciembre 2022

Tras dos shows masivos con muchos excesos, Control salió con la policía a ponerle coto a la actividad en zonas gastronómicas

Luego de dos situaciones de descontrol con los cuidacoches en diferentes espectáculos masivos, el Ejecutivo reaccionó y los fines de semana empezó a controlar junto a la policía que no haya trapitos en las zonas gastronómicas, con operativos especiales durante la noche. Después del caos que se generó afuera de los shows de Tini Stoessel en el Hipódromo y el partido Banfield-Talleres jugado en la cancha de Newell’s, se disparó nuevamente la necesidad de rediscutir la problemática, y la Secretaría de Control tomó cartas en el asunto de forma activa.

Por eso, de jueves a sábado, agentes municipales acompañados de efectivos policiales despliegan desde hace 15 días operativos especiales de 20 a 24, tomando avenida Pellegrini, Pichincha y algunos otros lugares conflictivos de bulevar Oroño. Se suman a los que se estaban haciendo todos los días en tres turnos distintos, de manera diurna.

El personal recorre las zonas donde se registraron denuncias, llamados de comerciantes o vecinos y posteos en redes sociales que en algunas ocasiones son acompañadas de una imagen. En las recorridas intervienen motorizados policiales, móviles de Control Urbano y agentes de Proximidad. Al llegar piden identificación a los cuidacoches y los invitan a irse. En caso de que no tengan DNI o que tengan pedido de captura, se los detiene o se los puede llevar demorados.

Además, están realizando un censo para identificar a los cuidacoches con nombre, datos, fotografía y zona que ocupan. La idea es poder tener un mapeo que permita saber rápidamente quién está en cada lugar para facilitar el control y la recepción de denuncias. Se individualiza entre 30 y 45 por noche.

“Hay cuidacoches que tienen buena relación con los vecinos y comerciantes, la idea no es ir contra ellos sino contra el que está agresivo o genera alguna conducta de extorsión, amenaza o está armado”, detalló la secretaria de Control, Carolina Labayru. Es que el actual Código de Convivencia requiere que exista un denunciante de extorsión para probar la contravención. “Por eso instamos a que la gente denuncie por el canal correspondiente. Lo mejor es el 911, en su defecto al 147”, aclaró.

Control venía haciendo un relevamiento y teniendo presencia en las calles, pero lo vivido en el recital de Tini, donde se llegaron a pedir 1.500 pesos para estacionar, fue un llamado de atención grande para las autoridades. “Fue el «hasta acá llegamos ». No podemos permitir que la gente se sienta atropellada. Por eso nos pusimos firmes y nos reunimos con la policía y con el Ministerio de Seguridad para coordinar”, contó Labayru.

La primera experiencia fue en el recital de La Renga del 19 de noviembre. “Armamos el operativo de seguridad y decidimos darle prioridad al tema cuidacoches. Se involucró el mismo jefe de policía, Miguel Ángel Oliva, bajó bien la orden, entendieron todos, y después armamos una mesa chica”, agregó. Esa noche hubo cerca de 40 mil de personas en el parque Independencia. El resultado fue de 23 detenidos por actitudes extorsivas, personas que tenían antecedentes penales y que en tres casos tenían pedido de captura, inclusive uno de La Pampa.

Al fin de semana siguiente hubo una fiesta electrónica en el Hipódromo, en la que también actuaron con fuerza, y hubo un demorado en la puerta del Rock&Feller’s de Oroño. “Lo importante es que nos pusimos de acuerdo con la policía, y es importante para poder avanzar. Hubo mucho acompañamiento, tuvimos una actitud excelente y para replicar. Si se mantiene cambia totalmente la cosa. Coordinamos muy bien porque bajo una línea desde el Ministerio”, analizó la funcionaria. La idea es seguir todo el verano y ampliar a otras zonas diurnas donde tienen identificados a algunos personajes pesados.

Repercusiones

La repercusión ha sido buena entre los comerciantes. “Es un tema que requería de hacer algo. En primera instancia, identificar a quienes desarrollan esta actividad, atento a que en muchos de los casos se dan situaciones de abuso y violencia. Me parece correcto que tanto la fuerza policial como el municipio intervengan en el espacio público y lo ordenen. Como centro comercial acompañamos este operativo y vemos con buenos ojos que este tipo de actividad mengue. Los clientes siempre lo consideran como una imposición no deseada”, lanzó Alejandro Pastore, presidente de Paseo Pellegrini.

En tanto, los graves episodios masivos antes mencionados fueron el disparador de que el Concejo retome la discusión en la comisión de Obras Públicas de una normativa con diferentes posiciones (desde la regulación a la prohibición), ya que hay varios bloques sosteniendo su proyecto propio. Quizás ninguno lo resuelva de modo ideal, y el año que viene tengan que trabajar un proyecto consensuado tomando partes de cada uno. Pero indudablemente se movió el avispero.

Así lo manifestó el edil Carlos Cardozo (Juntos por el Cambio), autor de una de las iniciativas que busca impedir la actividad de los trapitos: “Es un buen primer paso. Apoyo que siga esta línea de trabajo para lo que venga: estadios, nocturnidad, y eventos masivos. Ya está anunciado el show de Joaquín Sabina en el Autódromo, donde no puede pasar lo que pasó con Joan Manuel Serrat y Abel Pintos. El saldo para nosotros es que a partir de eventos problemáticos, y de haber puesto otra vez el tema en discusión, hubo una reacción de parte de los organismos de gobierno que tienen esta tarea a su cargo”, completó.